Oriol es un apasionado de la montaña, doctor y MBA. En su vida anterior se dedicaba a construir modelos matemáticos de sistemas complejos y en su tiempo libre entrenaba bajo la dirección de Néstor. Experimentó en su propio cuerpo y salud los beneficios de Mammoth Hunters. Ahora su misión es ayudar a tanta gente como sea posible a tener una vida más sana usando los mismos métodos que fueron tan eficaces para él.


Muchas Felicidades Viviana. Si la puede repetir, hay personas que la hacen por años, mejorando sus marcadores sanguíneos y su estado de salud (que es en la mayoría de los casos, pero no en todos). Todo cuerpo es diferente, hay dietas que funcionan algunas personas y otras no, hágase un examen de laboratorio general al mes para mirar como reaccione su cuerpo. Saludos

El deterioro de la función mitocondrial, es decir, la disfunción en la producción de energía, es uno de los factores de muchas enfermedades neurodegenerativas, incluyendo la esclerosis lateral amiotrófica. Estudios en animales revelaron mejoras funcionales cuando se les administró una dieta cetogénica, reportando un menor deterioro de la función motora.

Al seguir una alimentación cetogénica, tomas las riendas de tu apetito. Cuando el cuerpo quema grasa todo el tiempo, tiene un acceso constante a una cantidad de energía almacenada equivalente al consumo de varias semanas, o incluso varios meses. Esto reduce drásticamente la sensación de hambre. Es una experiencia muy común y los estudios lo demuestran.
Los carbohidratos se encuentran en alimentos como las frutas, los almidones y los alimentos azucarados se descomponen en glucosa, que es la principal fuente de energía en el cuerpo. También aumenta la producción de insulina, una hormona que se utiliza para transporte de glucosa desde el torrente sanguíneo hasta las células, donde puede utilizarse como combustible.
Now, there’s even evidence that a low-carb, high-fat regimen (as the keto diet is) helps you live longer, compared to a low-fat diet. In a study by the medical journal The Lancet that studied more than 135,000 adults from 18 countries, high carbohydrate intake was associated with higher risk of total mortality, whereas total fat and individual types of fat were related to lower total mortality. Total fat and types of fat were not associated with cardiovascular disease, myocardial infarction or cardiovascular disease mortality.

Muy revelador Marcos. Me gusta el planteamiento de desafiar a nuestro cuerpo para hacerlo más fuerte ante posibles enfermedades. Sin embargo, creo que la cetosis es un ‘arma’ muy peligrosa, que si cae en malas manos, va traer más problemas que beneficios. Es fácil hacerlo mal (muchos pueden caer en la trampa de alimentarse a base de bacon, y embutidos de mala calidad, queso y mayonesa a saco) o con motivaciones como perder peso como locos (como si se tratara de una dieta milagro) y una vez terminada atiborrarse a hidratos refinados.


Hola, estoy angustiada. Llevo 8 días con la dieta cetogenica y no he bajado nada de peso. peso 60 y sigo igual. no me he salido en nada. Se que aun estoy en el primer tramo pero se supone que ahí es la mayor perdida de peso, por eso no se si continuarla o no, ya que siento que comer tanta grasa no es sano. Principalmente he estado alimentandome de:
Tengo una duda acerca de la quema de grasas en mujeres. Soy delgada pero con grasa abdominal. Me pregunto si al hacer el programa ceto perderé la grasa abdominal o lo primero que perderé será la grasa del pecho. Es algo que nos ocurre a muchas mujeres, que la primera parte del cuerpo que nos adelgaza es el pecho. Conservaré mi talla de pecho? O el plan ceto quemará la grasa del pecho?
Para algunas personas, los productos lácteos pueden causar hinchazón e inflamación. Si no eres sensible a los productos lácteos, tienes varias opciones con alto contenido en grasa. Elije siempre productos enteros, no ‘light’ o ‘bajos en grasas’ ya que en ellos la grasa se ha sustituido por azúcar añadida. Los lácteos fermentados naturales son también una muy buena opción.
Guía principal (125 páginas) con todos los aspectos teóricos necesarios para entender tanto el ayuno como la cetosis, pudiendo planificar así una buena dieta cetogénica. Cubrimos tanto la historia y usos iniciales como la evidencia científica más relevante, además de detallar los alimentos más recomendables. No queremos darte solo un plan cerrado, sino también el conocimiento adecuado para que puedas adaptarlo a cualquier caso.
Un término acuñado por Russell M. Wilder en 1921, la dieta cetogénica tiene como objetivo principal generar la formación de cuerpos cetónicos, siendo por lo tanto un plan similar al que se sigue en un ayuno. Este objetivo puede conseguirse a través de un aporte insuficiente de alimentos o bien por una restricción de aquellos que son ricos en glúcidos y son reemplazados por el consumo de alimentos ricos en proteínas o grasas.

Cuando entramos en metabolismo anaeróbico (sprints, HIITs, Crossfit…) no llega suficiente oxigeno a la célula, entonces la glucosa entra en acción. Por eso los deportes de alta intensidad son más glucodependientes, dependen directamente de las reservas de glucógeno que tengamos. Esto tiene una explicación evolutiva, y es que el glucógeno tenía una función muy específica, era esa reserva para casos de urgencia, escapar de leones o cazar mamuts. Por eso el glucógeno son pequeñas reservas de energía, son reservas solamente para casos concretos.
Le escribo para ver si me podría ayudar u orientar. Siempre he tenido problemas de peso y por lo mismo he hecho muchas dietas e incluso tomar pastillas que si me han ayudado a perder peso pero con la misma lo recupero e incluso hasta más. Hace casi dos años tuve un aborto espontaneo con casi un peso de 75 kilos lo cual los doctores me dijeron que la razón de mi aborto fue mi sobrepeso. Estuve sometida a varios estudios con algunas consecuencias que me dejo el legrado que me practicaron e incluso el anticonceptivo que me pusieron que desde entonces hasta la fecha he aumentado de peso de manera rápida hasta llegar a los 100 kilos. Cuando yo nunca había pesado eso. He estado haciendo dietas y solo he logrado bajar 3 kilos y con mucho trabajo durante meses e incluso los nutriólogos con los que he ido solo me dan pastillas y malteadas que no me bajan de peso solo me estriñen. Ya tengo 30 años y muero de ganas de tener un BEBE pero el ginecólogo me dijo que tengo que perder peso para embarazarme. He estado leyendo sobre esta dieta solo que me da miedo de subir más de peso o de otros revotes.
Incluso en épocas recientes, y por supuesto más cuanto más atrás nos vayamos, hay muchos casos de gente que vive, ha vivido o ha promovido la cetosis, desde todos los grupos cazadores recolectores, a los habitantes de zonas muy frías donde no hay vegetación, pescadores, grupos de ganaderos/cazadores, etc… pero también son protocolos cetogenicos, las dietas atkins, dukan o las de batidos proteicos (estás ultimas nada recomendables a largo plazo).
Hola Marcos, llevo desde que compré el programa de cero a ceto, a finales de agosto que leí la guía y vi el primer vídeo, en cetosis. Lo he notado en la rápida pérdida de peso y el famoso aliento keto, puesto que las tiras no me han sido de gran ayuda. Puede que haya sido por tener bien entrenado el metabolismo, ya que practico ciclismo desde hace muchos años.
Hola, comencé a seguir la dieta al pie de la letra, estoy en mi día 10 y pretendo extender el primer tramo, llevo conteo de micronutrientes y por lo general triplico los gramos de grasa en relación a los gramos de proteína, y los gramos de proteínas que consumo son cercanos al mínimo según mi peso para poder triplicar.Si bien se me ha hecho muy fácil y agradable seguir esta dieta me desalienta que los primero 4 días baje 2 kilos y luego simplemente me estanqué, hoy día 10 no he bajado ni un gramo y tampoco mis medidas, están casi igual al inicio de la dieta. Cabe destacar, que no he tenido casi nada de síntomas «poco agradables» de cetosis, en general me he sentido bastante bien, solo sed y mi digestión sin dificultades.
En este libro mi idea principal es simplificar un plan de 21 días de la dieta cetogénica para que usted pueda comenzar a perder peso exitosamente. Antes de comenzar con el plan de 21 días voy a describir los principios básicos de la dieta. Usted encontrará el libro dividido en 3 semanas, y en cada semana incluyo el menú de los 7 días, las recetas con las proporciones de nutrientes y la lista de compras de cada semana. Incluye recetas rápidas y fáciles de hacer.

Legumes like chickpeas and beans of all kinds. These nutrient-rich foods are high in protein and fiber, but the idea with ketosis is to rely more on fat. Many keto dieters limit their protein intake to around 10% to 15% of a day's calories, which means that a single cup of black beans could put you in range of a daily limit. Besides, that cup of black beans also has a hefty dose of carbs.
Preparación: Empezamos picando la cebolla muy menuda, calentamos aceite suficiente en una sartén y la sofreímos a fuego lento, hasta que quede dorada. Añadimos el bacalao desmigado y lo sofreímos con la cebolla hasta que se haya reducido todo el líquido de cocción. Cascamos los huevos en un plato de uno en uno y los vamos añadiendo a la sartén. Removemos con una cuchara hasta que esté cuajado. Si queremos un revoltillo más cremoso podemos añadir un poquito de nata líquida. Espolvorear con pimienta y perejil. Servir inmediatamente.
Preparación: Empezamos sacando el pollo de la nevera al menos una hora antes de cocinarlo, para que esté a temperatura ambiente. Precalentamos el horno a 220ºC o 225ºC. En un bol mezclamos la sal, la pimienta y el tomillo. Repartimos 2/3 partes de esta mezcla por la superficie de todo el pollo, masajeando con las manos para que se impregne bien. El resto de la mezcla la juntamos con el ajo aplastado y la nuez de mantequilla. Untamos el interior del pollo con esta mezcla. Las dos cucharaditas de mantequilla las repartimos sobre el pollo. Si queréis, podéis atar el pollo con un trozo de bramante para que las alas y los muslos queden más pegados al cuerpo. En una bandeja que pueda ir al horno ponemos el pollo apoyado sobre un lado (si la bandeja es pequeña ira mejor pues quedará más fácilmente apoyado). Lo horneamos 25 minutos, cuando haya transcurrido la mitad de este tiempo podéis sacar el pollo para salsearlo con los jugos que se habrán formado, pero sin cambiarlo de posición. Pasado este tiempo, lo volvemos a sacar y lo colocamos del otro lado. Podemos añadir un chorrito de agua, lo regamos y horneamos otros 25 minutos. A media cocción sacamos de nuevo el pollo y repetimos la operación de salsearlo, de nuevo sin cambiarlo de postura. Pasado este tiempo colocamos el pollo con el dorso hacia abajo. Regamos y lo ponemos de nuevo quince minutos más. Lo sacamos, le damos la vuelta y o dejamos quince minutos más. Dejamos reposar tapado unos 10 minutos antes de servir.
×